La naturaleza calla

Publicado: 3 septiembre, 2015 en Cine, Conclusiones, Lecturas, Maldito romanticismo, Música, Reflexiones
Etiquetas:

No necesitas oír a nadie, porque lo que ahora importa está ahí.
El tiempo y el agua corriendo juntos, arrastrando vida y restos.
La naturaleza te hace sentir justo lo que precisas.

Ella no habla, te deja solo contigo mismo.
Solo y absolutamente autónomo para hacer lo que debes.

Y lo que debes hacer y lo que se ha hecho, se irá con el agua, irreparable e irreversiblemente.
Las lágrimas y las risas no le importan al río, el arrastra lo que sea, sin piedad, fríamente.

Me dicen las ramas de los árboles que nunca se debe pedir clemencia o perdón porque es cobardía. El arrepentimiento y la cobardía con indignidad se paga.

No hay vuelta atrás, es estúpido alegrarse o entristecerse de nada. Se trata de seguir cometiendo actos, los que quiera, los que deba.
Tiro la colilla al río, estoy de acuerdo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s