Archivos de la categoría ‘Humor’

Anuncios

Rosalía con pimientos.
Rosalía a la brasa.
Rosalía a la fuerza.
Fritura de Rosalía.
Ensaladilla de Rosalía con Rosalía.
Rosalía empanada.
Albóndigas de Rosalía.
Rosalía por pelotas.

Postres:
Gambas Rosalía caramelizadas en vainilla y chocolate.
Chipirones con cebolla y trufa helada en salsa de Rosalía.

A los 100 primeros comensales se les obsequiará con unas legañas de Rosalía en salsa cojones como entrante.

Ambientación musical a cargo de Coldplay.

Y fue que vi una serpiente en mitad de una carretera que cruzaba las montañas y sus bosques.
Y tuve una revelación: “Tal vez sea Satanás” me dije a mí mismo.
Y fue así que, busqué una larga rama para llevar la serpiente al borde del bosque y salvarla de que un coche la aplastara.
Y fue así que esperé el favor de Satanás durante unos segundos.
Y fue que no ocurrió nada, cero, rien de rien, niente…
Y fue así que continué mi camino como el mismo fracasado que era unos segundos atrás de haber salvado a Satanás.
Precioso…
Mierda de paja mental.
(Video de Iconoclasta)

En Telegramas de Iconoclasta.

Está ya tan nervioso y sediento de seguir en el poder, que está decidido a destrozar cualquier asomo de evolución y selección natural en Francia.

Al pánico de los chalecos amarillos, se suma la avaricia. Y les guiña un ojito…

La avaricia lleva al populismo barato y facilón, apto y adecuado para las redes sociales (que son las que importan).

Yo no digo de prohibirlo, que cada cual se insemine como le salga del coño. Pero gratis… Ahora toda imbécil que despierte con el antojo, irá a un hospital sin bragas y tendrá una cría en el futuro con su genética rara y todo a costa de los contribuyentes, como si no tuvieran poco gasto manteniendo a todos los parásitos que forman parte del gobierno y administración francesa (en este caso en concreto; pero es aplicable también al gobierno y administración de España).

Que seáis felices en vuestra retro evolución, galos.

Y hoy día, con yutup, feis y tuiter, ese nicho de imbéciles rebajará el tamaño del cerebro humano al de un hígado de pollo.
Si es que no se necesita ser muy académico para saber cómo degeneró hasta hoy el ser humano. La decadencia tiene toda clase de efectos divertidos, cómicos..
(Fragmento de Sapiens. De animales a dioses, de Yuval Noah Harari)

En demasiados casos (tantos que es asfixiante) ver una película, leer un libro o escuchar una música que han resultado premiadas, simplemente te garantiza la enorme probabilidad de un desengaño y el correspondiente disgusto por la pérdida de tiempo y/o dinero por haber visto, leído o escuchado semejantes bodrios.
The Square, cualquier novela premio Planeta, o Despacito de Fonsi son ejemplos de esta angustia humanística que hace de mi vida intelectual una deprimente sensación de que voy a tener mala suerte en esta lotería.
Sería una inmadura y vergonzosa ingenuidad creer que las humanidades premiadas son realmente dignas de pagar o perder el tiempo con ellas.
Las ventas son a las obras de arte o literatura, lo que el chulo a las putas; pero sin genitales, el dinero es el mismo.
O sea, ventas y chulos marcan la teórica calidad e importancia de las obras y las putas, independientemente de la real fealdad de ambas.
Dan ganas de rascarse el culo con incredulidad.