Todas las canciones

Publicado: 12 octubre, 2015 en Conclusiones, Humor, Lecturas, Maldito romanticismo, Reflexiones
Etiquetas:

Reflexiones redes 0 def

“Cuando veo a través del vaso, veo a través del tiempo.
Donde los sentidos se dislocan, donde los temores se evaporan.
Y aprovecho para desdoblarme”
(Caifanes: No dejes que)

Hay quien no resiste escuchar una canción porque le evoca malos momentos; como si le removiera una espina clavada que no ha tenido la habilidad, voluntad o valor de arrancar.
Yo no.
Yo escucho con placer todas las canciones que me han gustado en mi vida. Y si algunas he dejado de oírlas, ha sido por aburrimiento o porque mis gustos han evolucionado.
No soy supersticioso ni cobarde. Lo muerto, lo desechado y lo pasado se convirtieron en anécdotas. Los seres muertos o los que morirán sin que lo sepa o influya en mi ánimo, no tienen peso suficiente para amargar una canción o una película.
Ni yo soy tan cobarde o pusilánime para permitirlo.
Solo me alteraría que lo muerto resucitara o hallarme cerca de lo desechado. El olor a mierda me molesta (valga la metáfora para cosas y seres).
Y lo peor es esa sensación funesta de que hay gente que no muere nunca; pero al final, me sereno y me río muy zorro yo, con una sonrisa entrecortada y malévola: porque si existe un hecho inquebrantable, es que todo muere.
Y eso junto con todas mis canciones de todas mis épocas y lugares, me da paz.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s