Viejos matrimonios

No. Lo malo no es el divorcio.
Es bueno. Es salvación.
Lo malo de un matrimonio es el tiempo, la gran cantidad de años de mediocridad que acumulan los cónyuges para convertirse en asistentes sociales el uno del otro en la vejez.
La cobardía y la molicie generan pactos más largos que la venta del alma al diablo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s