Es lo que dice el diablo de El Exorcista. Es una genialidad. No ser nadie lleva implícita la exclusividad, la excepcionalidad de una existencia inclasificable.
No soy nadie, no soy nadie, no soy nadie.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s