¿Veis? El coronavirus es un simple resfriado que los nuevos y normales fascismos han decretado para acabar con las mínimas libertades biológicas de los cabestros humanos que pastorean sus caudillos.
Y el filipino este de la noticia no es más que otro hijo puta (yo también tengo malos modales).
A este asqueroso le deberían clavar una jeringuilla con lejía en su roñoso corazón.
Lo malo del fascismo, es que no mueren nunca, tienen una suerte los hijoputas…
Pero que no se fíen, porque toda esta mierda les estallará en sus jetas de cerdos cubiertas con sus bozales de mierda.
Mientras tanto, y como no soy filipino, que además de pincharla, les regale una mamada a cada uno de sus súbditos, que los fachas tienen una mortificante vena maricona que los atormenta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s